La Boutique

Francisco Espinosa Amespil.

Construido en los terrenos donados por Francisco Espinoza Amespil, y por decisión de los socios en la asamblea de noviembre de 1930, el estadio del Club Atlético Talleres fue inaugurado en octubre del año siguiente: a días del 18º aniversario de la institución.

“La Boutique” recibió su nombre unos 44 años después de su inauguración: fue tras un clásico en el que Talleres volvió a hacer de local en Barrio Jardín tras más de 1 año. La presentación del estadio tras su remodelación impactó a los presentes y un hincha lo bautizó como “el estadio boutique”. Ese sería su nombre para el resto de la historia.

En su estadio, Talleres jugó más de 900 partidos, de los cuales 158 fueron por competencias oficiales de AFA. En 1932 fue campeón por primera vez y, a partir de allí, sumó 22 títulos más. Además, La Boutique fue sede de uno de los encuentros más importantes de la historia del club: la final del Campeonato Nacional de 1977.

En enero de 1978, La Boutique albergó a 25 mil personas.

Al día de hoy, el último cotejo oficial que disputó la T en Barrio Jardín fue en noviembre de 2012: por la Copa Argentina, en una victoria por 3-1 ante Gutiérrez Sport Club de Mendoza.

En la actualidad, La Boutique es el lugar donde el Plantel Superior realiza gran parte de sus entrenamientos y, además, es donde hace de local el equipo de Reserva. A su vez, en las canchas de césped sintético se realizan los entrenamientos de Hockey Femenino.

Fuente: Libro del Centenario del Club Atlético Talleres.